Compartir experiencias tras el Daño Cerebral: la importancia de los grupos de apoyo

Compartir experiencias tras el Daño Cerebral: la importancia de los grupos de apoyo

En la entrada de hoy, Aurora Lassaletta, doblemente conocedora de la realidad del Daño Cerebral por su condición de Psicóloga Clínica y afectada de Daño Cerebral Adquirido, resume su participación en el 18º Congreso Internacional de Rehabilitación Neuropsicológica (NIR-SIG-WFNR) en el que ha presentado un Póster con los resultados de sus investigaciones en el campo de la intervención grupal dirigida al ajuste emocional y a la aceptación al cambio tras la lesión cerebral.

Estoy muy ilusionada con mi reciente participación, 5-6julio de 2021,como psicóloga clínica en el 18º Congreso Internacional de Rehabilitación Neuropsicológica (NIR-SIG-WFNR) con la presentación del póster “From sharing experiences to feeling alike: Exploring group membership experience in ABI outpatient psychological support groups»

En la rehabilitación neuropsicológica hay muchas intervenciones grupales, predominantemente para la rehabilitación de los problemas cognitivos. Sin embargo, hay pocas reseñas o investigaciones, hasta el momento, basadas en intervenciones grupales dirigidas al ajuste emocional tras una lesión cerebral adquirida. Y el acompañamiento emocional en grupo se ha convertido en mi prioridad, desde hace varios años. El presente estudio recoge las impresiones de 48 usuarios con daño cerebral adquirido, que han participado en distintos grupos de apoyo psicológico en CEADAC. En los talleres llamados al  principio “Taller de aceptación” y más recientemente “Taller de adaptación a los cambios” .

El objetivo del estudio es describir y comparar las expectativas de los usuarios de participar en estos grupos de apoyo psicológico y la evaluación posterior de su experiencia como miembros del grupo.

Para mí, comenzar hace años a colaborar con este tipo de grupos en CEADAC, -gracias al apoyo de Amor Bize y José Luis Díaz-, fue muy importante. Unos años después de mi DCA necesitaba volver a sentirme psicóloga clínica y coordinar grupos, lo que más me gustaba antes de lesión cerebral. Y en la actualidad es mi actividad preferida en la semana. He podido recuperar algunas habilidades como clínica y además he dado valor a mi doble perspectiva actual, como psicóloga y como afectada, que aporta una nueva óptica y sensibilidad al diseñar y coordinar las sesiones de grupo.

Los usuarios, a través de su feedback en las evaluaciones post, siempre me hacen llegar la utilidad de los grupos. La importancia de encontrar un espacio en el que poder hablar de lo que les hace sentir este súbito cambio en sus vidas. El poder compartirlo y ver a otras personas que están pasando por cosas similares hace que se sientan menos solos y menos “bicho raro”.

Algunos testimonios dicen: “El grupo me ha sido útil para expresar con libertad mis sensaciones y sentimientos. Un espacio de tranquilidad y solidaridad donde compartir experiencias. Un pequeño oasis en el desierto del ictus. La coordinadora me ha ayudado a enfrentarme a mí mismo, a buscar herramientas para mejorar.” “Ha sido un ejemplo de lucha y un salvavidas en medio de la tormenta, por su comprensión al haber padecido cosas similares antes” (Santi). “Me ha ayudado a enfrentar mis limitaciones, mi miedo a trabajar, a ponerme metas realistas” (Evelin). “A sentirme apoyada y acompañada” (Gobieta).

Y poco a poco, años después, estoy retomando mis habilidades profesionales de investigar, reuniendo los datos que he ido recogiendo de los grupos en los últimos años. Y esto es solo el comienzo de un reto, que me llena de satisfacción. Este póster significa sobre todo eso. Y también significa el haber crecido no solo como persona, sino también como profesional. He conocido y trabajado con otros compañeros de profesión -que aparecen también en el póster-, integrando nuestras habilidades y especialidades para poder evaluar las experiencias de los participantes de los grupos, poder mejorar los instrumentos de valoración y su análisis.

En el póster se puede ver cómo coinciden las expectativas previas y la valoración tras la experiencia del grupo en cuanto a la importancia del grupo como lugar para compartir experiencias y como lugar de apoyo emocional. Tras la experiencia de grupo cobran importancia nuevos temas como la importancia de pertenecer a un grupo de iguales, tan importante en estos momentos en los que en muchos casos la identidad está por reconstruir.

Quiero transmitir a las personas que han sufrido una lesión cerebral adquirida, y que están en una primera fase de incertidumbre e inseguridad ante la nueva identidad personal y profesional, que siempre se acaba encontrando una nueva manera de hacer las cosas que nos gustan. A lo mejor a otro ritmo y adaptándolas a nuestras nuevas capacidades. Se consigue. Aunque tengan que pasar varios años, o, aunque la realidad sea diferente a lo que habíamos imaginado que sería. Se puede volver a amar lo que uno hace.

Aurora Lassaletta

 

Hacer una replica

Tu dirección de email no será publicada