“Mis cicatrices de Oro”, un viaje personal a través del DCA

“Mis cicatrices de Oro”, un viaje personal a través del DCA

Santiago Gómez, usuario del Ceadac, ha abierto un blog que ha llamado “Mis cicatrices de Oro” en el que recoge publicaciones sobre el Daño Cerebral Adquirido. “Un viaje que empezó en mayo de 2018 y que sigo transitando”, explica.

“Abro este espacio, mi blog, para compartir contigo mis cicatrices de oro, un viaje único y muy personal a través del Daño Cerebral Adquirido. Un espacio donde te cuento mi historia, no sé si aburrida o interesante, pero una necesidad para mi alma, para mi espíritu. Es la historia de una caída, de una lucha, de una denuncia… una carrera de fondo. Aquí oirás las voces de diferentes personas: afectados, familiares y distintos profesionales, todos con una vivencia en común, el DCA. ¿Me acompañas? 3,2,1 … Empezamos…”

Santiago repasa sus experiencias, como el día que recibió la noticia, su operación, el proceso de rehabilitación, el impacto emocional, psicológico y físico, las limitaciones a superar, el “juicio” de los demás o las situaciones surrealistas por las que ha pasado.

“Todo eso pasó…y ¿qué quedó?, ¿qué celebrar?, ¿por qué dar gracias?…¿el cansancio?, ¿el dolor?, ¿el sufrimiento?, ¿las lágrimas?…si es una putada, ¿no? Queda la lucha, la pelea, la consciencia, el aprendizaje, la paciencia. Doy gracias por mis Ángeles; terrenales y de luz que aparecieron en el camino. Por vivir, por sentir, por soñar. Celebro haber nacido de nuevo.”

En otro apartado del blog recoge diferentes artículos de los profesionales que le han acompañado y que le acompañan en “esta carrera de fondo”. Con ellos busca que ofrezcan una visión más completa y más personal de su trabajo y de cómo ayudan a las personas afectadas por DCA. “Estoy seguro de que encontrarás muchas respuestas y sentirás la cercanía, el sostén y la guía de grandes profesionales expertos en diversas áreas y especialidades”, asegura Santiago.

«Cuando un usuario se va de alta, es frecuente recibir agradecimientos por la ayuda recibida. Cuando eso sucede… en silencio, me digo a mí misma: Gracias a ti por todo lo que me has enseñado, por confiar en mí y dejar que te ayude» cuenta Susana Alves, terapeuta ocupacional del Ceadac. “Una vez más… ¡Gracias Santiago!… gracias a todas esas personas que son un modelo de superación y de lucha… y que utilizan su tremenda circunstancia para crecer y ayudar a otros…”

“En estos casi doce años –explica Alberto Acero, fisioterapeuta del Centro– he visto a muchas de estas personas, caer en un abismo negro, en un pozo del que, por momentos, me cuentan que es imposible salir. Los he visto revolverse, gritar, golpear, luchar… conocer el máximo sufrimiento físico y mental. Sin embargo, algunas de estas mismas personas han ejercido de verdaderos maestros para mí. Me han enseñado generosidad, paciencia, esfuerzo, determinación y una sabiduría casi ilimitada. Me han enseñado a relativizar mis preocupaciones, a enfocarme en lo realmente importante, a dejar de mirar tanto hacia a fuera y hacerlo y buscar hacia adentro, para explorar y encontrar en mí lo que aprendo cada día de las personas que, en situaciones tan extremas, sacan la esencia de los múltiples aspectos de la naturaleza humana.”

Puedes leer el blog de Santiago Gómez en:  https://www.cicatricesdeoro.com/
Puedes seguir su cuenta de Instagram en: https://www.instagram.com/miscicatricesdeoro

Hacer una replica

Tu dirección de email no será publicada