Sala Snoezelen en daño cerebral

Sala Snoezelen en daño cerebral

Emilio Ramos Jiménez. Terapeuta Snoezelen

Las salas multisensoriales o también llamadas Snoezelen son espacios interactivos diseñados para estimular los sentidos y generar experiencias que ayuden a los usuarios a dar significado a las sensaciones que perciben. A través de la iluminación, los aromas, la música y los sonidos, las texturas… se recrea una atmósfera de calma, seguridad y protección que invita a la exploración.

Las salas multisensoriales para daño cerebral se han utilizado en afectaciones muy graves (por ejemplo en estados de mínima conciencia, estados vegetativos) sin embargo CEADAC fue uno de los primeros centros que apostó por trabajar en estas salas con usuarios con un nivel de alerta mayor  y en fase subaguda.

Terapia con un usuario en la sala Snoezelen de Ceadac
Terapia con un usuario en la sala Snoezelen de Ceadac

Tras un daño cerebral la persona puede tener alteraciones sensoperceptivas que provocan que los estímulos más básicos que entran por sus sentidos se perciban, se modulen o integren de forma incorrecta y no les permita dar una respuesta adaptada a las exigencias del entorno. En la sala Snoezelen creamos ambientes individualizados provocando respuestas dirigidas y adaptadas a los estímulos.

Los terapeutas realizamos un perfil sensorial del usuario y a partir de ahí elaboramos  un plan de intervención individualizado, es decir el usuario va a estar trabajando en  un entorno  creado especialmente para él, por lo que se trata de un espacio seguro y de confianza que facilita la interacción”.

“La estimulación multisensorial ayuda a utilizar los sentidos intactos, así como las habilidades residuales que quedan en los sentidos afectados”. (Galloway, 1971)

Emilio Ramos Jiménez
Terapeuta Ocupacional y Terapeuta Snoezelen

Sala Snoezelen de Ceadac

Hacer una replica

Tu dirección de email no será publicada